Skip to main content

Con el recuerdo del padre Mirko, inició su ministerio el nuevo administrador parroquial de Itatí de Banfield

Con el vivo recuerdo del padre Mirko Grbec -fundador y último párroco fallecido el año pasado-, el presbítero Arnaldo Villalba inició hoy su ministerio de administrador parroquial de Nuestra Señora de Itatí (Banfield), en el marco de la fiesta patronal y de una misa que presidió el obispo de la diócesis de Lomas de Zamora, monseñor Jorge Lugones SJ.

  • 09 Julio 2024
  • Visto 577

Con el vivo recuerdo del padre Mirko Grbec -fundador y último párroco fallecido el año pasado-, el presbítero Arnaldo Villalba inició hoy su ministerio de administrador parroquial de Nuestra Señora de Itatí (Banfield), en el marco de la fiesta patronal y de una misa que presidió el obispo de la diócesis de Lomas de Zamora, monseñor Jorge Lugones SJ.

Emocionado, el obispo recordó “la devoción del padre Mirko a María de Itatí”, pidió “a la Virgen servidora, que por medio de Ella se abran fuentes de trabajo en Argentina” y dijo que “es fácil prejuzgar o juzgar”, pero “hoy lo que nos pide Jesús en el servicio a nuestra comunidad es donde están los sufrientes, los solos, postergados, los que no cuentan”.

El padre Villalba era vicario de la parroquia Itatí de Banfield, pero desde el fallecimiento de su párroco, el padre Mirko Grbec, el 7 de agosto del año pasado, se hizo cargo de la pastoral de esta comunidad; ahora, con el nombramiento de administrador, seguirá guiando a la misma.

En su homilía, el obispo sostuvo que “nuestra Madre, la Madre de la prontitud, como le gusta decir a Francisco, es la que sale de la comodidad y va a servir a su prima Isabel. Y acude a cada uno de nosotros en la situación en la que estamos para cuidar, acompañar y aproximarnos y ponernos con su hijo, nuestro salvador Jesucristo”.

En la primera fiesta patronal sin su histórico párroco, monseñor Lugones evocó al padre Mirko y su devoción “a María de Itatí”: “Él nos fue marcando este deseo de no dejar la intercesión, la devoción a María y el santo rosario; volvamos al rosario a pedir a María y contemplar esos misterios en los cuales Ella está cerca, al pie de la cruz y cómo fue a servir a Isabel”.

En coincidencia con el Día de la Independencia, el obispo expresó: “Pidamos a la Virgen servidora, que por medio de Ella se abran fuentes de trabajo en Argentina, que nuestro pueblo pueda estar mejor, que los que hoy pasan hambre y frío puedan ser socorridos”.

“Tenemos que ir María”, repitió, y completó: “Hoy lo que nos pide Jesús en el servicio a nuestra comunidad es donde están los sufrientes, los solos, postergados, los que no cuentan”.

Como norte para su ministerio, el padre Villalba marcó “que acá (en la comunidad parroquial) podamos siempre sentirnos en casa y en familia”.

En la misa que fue concelebrada por varios sacerdotes y contó con la presencia de la familia del nuevo administrador, entre ellos, su papá, diácono permanente en San Alberto Magno (Villa Lamadrid, Lomas de Zamora), y familiares del padre Grbec, el sacerdote finalizó: “La Virgen María nos acompaña, nos da un modelo de estar cerca de los que sufren; hoy en día hay tantos sufrimientos, por eso, que la parroquia Itatí sea una familia, como lo es, pero que crezcan mucho más nuestros brazos más abiertos para que quepan todos los que aún no están aquí”.

 

 
La Buena Noticia vale, y cuesta. Cuesta tiempo, fundamentalmente.

Toda la producción y presentación de la noticia implica tiempo de trabajo. Pero también significa esfuerzos personales (dedicación, elaboración…) y esfuerzos económicos para el mantenimiento y renovación de los equipos y la tecnología para contar la noticia, costos de insumos, viáticos, inversión para el streaming de las misas, etc.  

Eclesia es este portal de noticias y su extensión a las redes sociales, es el canal de videos y streaming en YouTube, es la app para celulares, es el anticipo de las noticias por medio del canal de WhatsApp y el newsletter que más de 2.000 personas reciben por mail.

Con tu valoración por lo que hacemos, ante todo, y tu ayuda económica, Eclesia seguirá mostrando y compartiendo “lo que pasa en la Iglesia”, como desde el primer día, hace ya más de 20 años.

De acuerdo a tus posibilidades, definí un monto y convertite en suscriptor de Eclesia (con débito automático mensual) o por única vez hacé tu aporte fijo. Sea como sea, gracias por valorar Eclesia.