Skip to main content

Asamblea del Pueblo de Dios en la diócesis de Lomas de Zamora: el balance del obispo

Al concluir la Asamblea del Pueblo de Dios -que la diócesis de Lomas de Zamora llevó a cabo en el último mes por Vicarías-, el obispo titular, monseñor Jorge Lugones SJ, hizo un balance de los encuentros, agradeció a las comunidades que participaron y “el aporte de tantos hermanos y hermanas” a la reflexión “de las fragilidades como la forma de abordarlas”.

  • 09 Octubre 2023
  • Visto 1462

Al concluir la Asamblea del Pueblo de Dios -que la diócesis de Lomas de Zamora llevó a cabo en el último mes por Vicarías-, el obispo titular, monseñor Jorge Lugones SJ, hizo un balance de los encuentros, agradeció a las comunidades que participaron y “el aporte de tantos hermanos y hermanas” a la reflexión “de las fragilidades como la forma de abordarlas”.

En un mensaje en video, el obispo destacó el carácter “multitudinario” de los encuentros vicariales, que tuvo como lema: “Caminando con María anunciamos la Paz”, y “el ambiente de oración con esta nueva metodologia de la conversación espiritual”. 

Tras la realización de la Asamblea que reunió a las Vicarías de Lomas de Zamora y la Ribera, el último sábado, en el colegio Manuel Belgrano de Temperley, monseñor Lugones valoró la participación de “las distintas comunidades y el aporte de tantos hermanos y hermanas masivamente que han hecho para animarnos”, recordando además que “estas Asambleas son deliberativas, es decir, las prioridades (diocesanas) saldrán de lo que el Pueblo de Dios comparta, tanto las fragilidades como la forma de abordarlas”.

Antes de la reunión de las Vicarías de Lomas de Zamora y la Ribera, cabe recordar, se habían congregado primero las comunidades y miembros de Esteban Echeverría y Ezeiza, y luego los de la Vicaría Almirante Brown (San Vicente y Presidente Perón).

  • Definiciones del obispo al término de la Asamblea del Pueblo de Dios

(7 de octubre) Las Vicarías de Lomas de Zamora y la Ribera se congregaron este sábado para la Asamblea del Pueblo de Dios, y de este modo la diócesis de Lomas de Zamora completó la serie de encuentros que reflexionó sobre el presente de la Iglesia local y las respuestas a los desafíos que se presentan.

Con la presencia del obispo diocesano, monseñor Jorge Lugones SJ, 450 personas -correspondientes a 22 parroquias de Lomas de Zamora y 8 de la zona pastoral de la Ribera- participaron del gran encuentro eclesial en el colegio Manuel Belgrano (Temperley), que tuvo como lema: “Caminando con María anunciamos la Paz”.

La Asamblea de ambas vicarías coincidió con el desarrollo de la Asamblea General Ordinaria del Sínodo de los Obispos, que desde el 4 y hasta el 29 de octubre se realiza en el Vaticano, con el tema: “Por una Iglesia sinodal: comunión, participación, misión”.

Igual que este “Sínodo de la Sinodalidad”, y como demostración de la comunión con la Iglesia Universal, la Asamblea de Lomas de Zamora y la Ribera también contó con la participación de todos sus miembros: sacerdotes (párrocos y vicarios de las comunidades), diáconos permanentes, religiosos y religiosas, seminaristas y laicos con diferentes roles y responsabilidades.

Las parroquias de la Vicaría de Lomas de Zamora que formaron parte del encuentro fueron: Asunción de María (Temperley), Santa Maria Goretti (Temperley), San José Obrero (Temperley), Nuestra Señora del Carmen (Lomas de Zamora), Sagrado Corazón de Jesús (Temperley), Nuestra Señora de Fátima (Temperley), Santa Rosa de Lima (Lomas de Zamora), El Buen Pastor (Banfield), Sagrada Familia (Banfield), San Pío X (Temperley), Corpus Christi (Temperley), Catedral Nuestra Señora de la Paz (Lomas de Zamora), Conversión de San Pablo (Turdera), Cristo Rey (Temperley), Nuestra Señora de Fátima (Banfield), Nuestra Señora de Fátima (Lomas de Zamora), Nuestra Señora de la Piedad (Temperley), Nuestra Señora de Luján (Lomas de Zamora), Sagrado Corazón de Jesús (Lomas de Zamora), San Francisco de Asís (Llavallol), Santa Teresita del Niño Jesús (Banfield) y María Auxiliadora (Lomas de Zamora).

Y las 8 de la Vicaría de la Ribera: Nuestra Señora de la Merced (Lomas de Zamora), Cristo Obrero (Lomas de Zamora), Nuestra Señora de Itatí (Banfield), Nuestra Señora de Luján (Banfield), San Francisco de Paula (Ing. Budge), San Alberto Magno (Ing. Budge), La Santa Cruz (Fiorito) y Beata Laura Vicuña (Lomas de Zamora).

Aunque el número de participantes fue importante (450), y sus aportes mucho más, la presencia debió ser más amplia, si se considera la cantidad de parroquias de las dos vicarías, 30 en total.  

Video. Reseña del encuentro de Lomas de Zamora y la Ribera

El evangelio de la Visitación (Lc. 1, 39-56) fue el texto guía de la Asamblea, y la reflexión siguió la metodología de la “conversación espiritual”. El citado texto evangélico, a saber, se dividió y organizó en 4 partes que equivalían a 4 momentos: el primer momento se vivió en las parroquias con las Asambleas que se hicieron en las últimas semanas. Mientras que el segundo, tercer y cuarto momento se vivieron en la Asamblea propiamente dicha.

La adoración al Santísimo marcó el inicio de la jornada con sus tres momentos: “ponerse en camino” (adoración), “encuentro” (aquí se dio la oración y el intercambio grupal) y “el servicio” (cuyo objetivo fue “discernir qué aspectos de la realidad diocesana vemos más frágiles para atender y cuidar”).

Con la reunión de Lomas de Zamora y la Ribera, se completó así la serie de Asambleas que la Iglesia diocesana organizó para este año por Vicarías: el 16 de septiembre se juntaron los de Esteban Echeverría y Ezeiza, y el sábado siguiente 23, los de Almirante Brown, San VIcente y Presidente Perón.

El “Sínodo de la Sinodalidad” está reflexionando “Por una Iglesia sinodal: comunión, participación, misión”. La diócesis de Lomas de Zamora hizo lo propio sobre el presente que la desafía. “Caminar juntos” (sinodalidad), “y en la misma dirección”, como diría el papa Francisco, es lo que se espera ahora de la Iglesia diocesana.

 
La Buena Noticia vale, y cuesta. Cuesta tiempo, fundamentalmente.

Toda la producción y presentación de la noticia implica tiempo de trabajo. Pero también significa esfuerzos personales (dedicación, elaboración…) y esfuerzos económicos para el mantenimiento y renovación de los equipos y la tecnología para contar la noticia, costos de insumos, viáticos, inversión para el streaming de las misas, etc.  

Eclesia es este portal de noticias y su extensión a las redes sociales, es el canal de videos y streaming, es la app para celulares y el newsletter que más de 2.000 personas reciben por mail o por WhatsApp con los anticipos de las noticias.

Con tu valoración por lo que hacemos, ante todo, y tu ayuda económicaEclesia seguirá mostrando y compartiendo “lo que pasa en la Iglesia”, como desde el primer día, hace ya más de 20 años.

De acuerdo a tus posibilidades, definí un monto y convertite en suscriptor de Eclesia (con débito automático mensual) o por única vez hacé tu aporte fijo. Sea como sea, gracias por valorar Eclesia.